Chile Vamos formuló 10 «compromisos para una nueva Constitución» si es que gana el Rechazo

  • Como exigieron Ricardo Lagos y otros personeros de izquierda, la UDI, RN y Evópoli pusieron por escrito los puntos que están dispuestos a conceder si la propuesta de la Convención fracasa en el plebiscito.
  • Plantean un «Estado social y democrático de derecho», «ampliación de los derechos fundamentales» y «reconocer a la persona y la sociedad civil como centro y motor de la vida pública».
  • Proponen mantener el Senado y afianzar el «respeto por la autoridad del Presidente», velando por «los debidos pesos y contrapesos y una adecuada separación de los poderes del Estado».
  • Ofrecen «reconocimiento constitucional a los pueblos indígenas, con razonable autonomía, en el marco de un Estado unitario y multicultural».

 

«Una nueva Constitución para Chile. Compromiso de Chile Vamos con una Casa para Todos» se titula un documento elaborado por la UDI, Renovación Nacional (RN) y Evópoli donde, a través de 10 puntos, aseguran que trabajarán por una nueva Carta Magna, en caso de que gane el Rechazo en el plebiscito del 4 de septiembre.

«Nuestro país exige un compromiso solemne y decidido de avanzar hacia una nueva Constitución que permita reencontrarnos, que favorezca los cambios que anhela la ciudadanía y busque los mayores acuerdos para proyectarnos próximas décadas con unidad y estabilidad«, inicia la carta emitida desde Chile Vamos.

«Chile necesita un nuevo pacto constitucional -continúa-, políticamente transversal, con vocación mayoritaria y de alcance nacional. Una nueva Constitución que facilite las transformaciones sociales que espera la población, que promueva la estabilidad política y la paz social, favoreciendo así, la tranquilidad y seguridad en las distintas dimensiones de la vida».

Esto va en la línea de los cuestionamientos que realizó el ex Presidente Ricardo Lagos en una entrevista, como también desde la centroizquierda y la izquierda, quienes no confían en las promesas de la actual oposición y han exigido un compromiso más claro y por escrito.

LOS COMPROMISOS, PUNTO A PUNTO

El documento de Chile Vamos cuenta con 10 puntos, y el primero de ellos es «Estado social y democrático de derecho«, donde indican que se debe garantizar «el acceso y adecuado ejercicio de derechos sociales en educación, salud, pensiones, vivienda y seguridad social en general, que haga posible una vida verdaderamente libre y digna. Esto exige la participación activa de la sociedad civil organizada y un Estado moderno y eficiente que asegure la paz social y la calidad de vida de los chilenos».

El segundo punto se titula «Modernización y ampliación de los derechos fundamentales«, donde se señala que Chile necesita un nuevo pacto social en materia de «derechos civiles, políticos, sociales, económicos y culturales», por lo que es necesario «ampliar y robustecer nuevos derechos en materias como el respecto irrestricto a las libertades básicas; la igualdad ante la ley; el derecho humano al agua; el derecho a la seguridad individual, y el derecho a una buena administración pública», incorporando derechos respecto a «grupos vulnerables e históricamente postergados», como mujeres, niños, niñas y adolescentes y adultos mayores.

A esto le sigue «Más democracia y participación para contribuir al bien común«, donde postulan que se debe «reconocer a la persona y la sociedad civil como el centro y motor de la vida pública», donde se debe garantizar «la igualdad de derechos y oportunidades entre hombres y mujeres, robustecer el derecho de asociación, reconocer e integrar el aporte público de la sociedad civil, fortalecer la participación democrática en los partidos políticos e incrementar canales para más y mejores mecanismos de democracia directa».

«Nuevo presidencialismo, defensa del Senado y fin al control preventivo del TC«. Este es el cuarto punto que, como su nombre lo dice, busca afianzar el «respeto por la autoridad del Presidente», como también fortalecer las atribuciones del Congreso y que el sistema político otorgue «más eficacia y gobernabilidad al sistema, pero siempre respetando los debidos pesos y contrapesos y una adecuada separación de los poderes del Estado».

DESCENTRALIZACIÓN, PUEBLOS ORIGINARIOS Y PROTECCIÓN DE LA NATURALEZA

El quinto punto aborda una de las temáticas que se tomó la Convención Constitucional: «Descentralización y desarrollo solidario de las regiones«. Aquí se busca dar más autonomía a las regiones, pero sin «desmembramiento del país», por lo que debe ser un desarrollo «solidario» de distribución del poder.

En el sexto punto también recogen una de las problemáticas fundamentales en Chile, y es el «Reconocimiento constitucional a los pueblos indígenas en el marco de un Estado unitario y multicultural«: «Debemos manifestar con orgullo y de form explícita y clara que Chile es un Estado multicultural», proponiendo incorporar «expresamente el reconocimiento constitucional de los pueblos indígenas y originarios de nuestro país», respetando su tradición, cosmovisión, lengua, «con su ámbito razonable autonomía, en el marco de la unidad del Estado de Chile y la igualdad ante la ley».

A esto le sigue «Protección decidida de nuestro medio ambiente y diversidad«, donde enfatizan que el cuidado del medio ambiente debe ir de la mano con el desarrollo económico y social», con el fin de asegurar los recursos del Estado y mejorar la calidad de vida de las persona, en un marco de «justicia y compromiso intergeneracional».

PODER JUDICIAL, TRANSPARENCIA Y ECONOMÍA

«Igualdad ante la ley, protección de los derechos y fortalecimiento del Poder Judicial» es el octavo punto, donde se señala que en el Estado de derecho debe primar la igualdad «sin distinciones por raza, nacionalidad o cualquier otra consideración» y, respecto al Poder Judicial, debe ser «único, común a todos, jerarquizado, independiente e imparcial«.

El noveno punto se refiere a «Un Estado íntegro, transparente y profesional con mirada de futuro«, apuntando a que la Constitución debe incorporar «instituciones y normas capaces de combatir con firmeza la corrupción y el malo uso de los recursos», además con principios y normas que aseguren un Estado con actuar «probo, transparente, técnico y profesional».

Finalmente, el décimo punto es sobre «Economía social de mercado al servicio del desarrollo del crecimiento equitativo y del término de los abusos«. Desde Chile Vamos buscan impulsar una «economía social» con orientación hacia el crecimiento y la generación de empleo, estímulos a emprendedores y la innovación, asi como también expandir el progreso, superar la pobreza y disminuir las brechas de la desigualdad.

 

Fuente: cooperativa.cl

Deja un comentario