Científicos logran imprimir el primer corazón funcional y palpitante

Expertos de la Universidad de Tel Aviv, en Israel, lograron imprimir por primera vez un músculo cardíaco que cuenta con arterias, ventrículos y cámaras funcionales. Si bien esta impresión es ahora del porte del de un conejo, los investigadores afirman que pronto se podrá replicar a uno humano con la misma tecnología.

Un equipo de investigadores “imprimió” el primer corazón 3D con básculas y funcional.

Los científicos de la Universidad de Tel Aviv (TAU) afirman que el órgano está hecho con las células y material biológico del mismo paciente.

Antes de esto, expertos sólo habían logrado imprimir tejidos simples sin arterias sanguíneas.

“Esta es la primera vez que cualquier persona ha logrado ingeniar exitosamente un corazón completo, con células, arterias, ventrículos y cámaras”, afirmó el profesor Tal Dvir de la Escuela de Biología Molecular, Celular y Biotecnología de la TAU, quien fue el principal investigador del estudio, para Jerusalem Post.

Trabajó con el profesor Assaf Shapira de la Facultad de Ciencias de la Vida de TAU, y Nadav Moor, un estudiante de doctorado. Su investigación fue publicada en Advance Science.

En Israel, las enfermedades al corazón la segunda causa de muerte más grande (después del cáncer). El 2013, las condiciones cardíacas fueron las causantes del 16% de las muertes del país, de acuerdo al Ministerio de Salud Israelita.

En muchas ocasiones, el trasplante se presenta como la única opción disponible para los pacientes que sufren de enfermedades cardíacas en etapa terminal.

“Este corazón está hecho de células humanas y material biológico específico del paciente. En nuestro proceso, estos materiales trabajan como ‘bio-tintas’, sustancias hechas de azúcares y proteínas que pueden ser usadas para imprimir modelos de tejidos complicados“, explicó Dvir.

“La gente ha logrado imprimir estructuras 3D de corazones en el pasado, pero no con éste tipo de células o arterias. Nuestros resultados demuestran el potencial de nuestro acercamiento de los tejidos planificados individualmente para ser trasplantados en el futuro“, agregó.

En esta etapa, el corazón 3D producido en TAU es del porte del de un conejo, pero los profesores afirmaron que los corazones humanos pueden ser producidos usando la misma tecnología.