El viento ha condicionado el incendio de Bahia Mansa en Puerto Rio Tranquilo

Una semana se ha cumplido desde que se inició la emergencia en Puerto Rio Tranquilo, con un incendio forestal que ha consumido más de 207 hectáreas, en uno de los sectores que es considerado como el polo turístico de la región de Aysén.

El despliegue coordinado de las personas que trabajan incansablemente en el siniestro, entre: Bomberos, Conaf y Ejercito, ha significado combatir de buena manera mejorando la situación, sin embargo, uno de los factores preponderantes en el avance de la emergencia ha sido el constante cambio de la dirección del viento; hoy la principal preocupación de los voluntarios en terreno, es evitar el avance del fuego hacia las líneas de contención.

El Gobernador S de la Provincia de General Carrera, Julio Zúñiga, entregó más antecedentes sobre la situación que aqueja a Tranquilo, “en Bahía Mansa ha habido un trabajo arduo y permanente, si bien no ha tenido la notoriedad mediática que ha tenido el incendio de Cochrane, por la magnitud de este, de igual manera se ha realizado un esfuerzo coordinado, a cargo de un excelente mando técnico, donde hay recursos disponibles y el actor político está en constante comunicación y presencia en el lugar; a esto se suma el reporte diario que se le hace a la comunidad el cual los mantiene informados de los avances y logros que se van obteniendo cada día, los cuales van permitiendo consolidar el trabajo que está realizando hasta llegar a extinguir el incendio que ha provocado esta emergencia”.

Zúñiga, aprovechó la ocasión para dejar un mensaje a la comunidad regional, “todas estas emergencias que provocan estos incendios se originan en fallas o negligencias humanas, la prevención es fundamental y el llamado aquí es redoblar los esfuerzos para disminuir los incendios forestales, para eso hay que tomar todas las providencias que permitan que estas catástrofes no vuelvan a pasar”.

Finalmente, la autoridad provincial, hizo un llamado a todos los conductores que transiten por el sector de la emergencia, “si bien hemos tratado de mantener el flujo de circulación mientras se desarrollan operaciones en el lugar para no detener las actividades turísticas que allí son importantes, es necesario mencionar que el tramo de 10 kilómetros donde se está trabajando, desde la salida de Tranquilo hasta el Pedregoso se requiere que los conductores transiten a baja velocidad, puesto que hay un despliegue de acciones que operan desde el camino y es riesgoso para los voluntarios y la maquinaria que está instalada en el sector”.