Garantías para amamantar y donar leche: Estos son los puntos centrales del proyecto de protección a la lactancia materna

La propuesta legal reconocerá que toda madre tenga el derecho de amamantar a sus hijos e hijas de forma libre en cualquier lugar.

Para este martes 22 está programada la discusión en el Senado el proyecto de ley de protección a la lactancia materna, el cual se encuentra con urgencia puesta para “discusión inmediata”.

De ser aprobada, quedará establecido que la lactancia materna es un derecho de la niñez y que toda madre tiene el derecho de amamantar a sus hijos e hijas de forma libre en cualquier lugar, fijando sanciones para quienes incurran en casos de de privación, amenaza o perturbación de estos derechos.

 

En detalle, en la propuesta legal se destaca que la lactancia se podrá realizar de acuerdo al interés superior del lactante, con el apoyo y colaboración del padre cuando fuese posible, “sin que pueda imponérseles condiciones o requisitos que exijan ocultar el amamantamiento, o restringirlo”.

También, el proyecto remarca que los locales no podrán imponer cobros a las mujeres que deseen ejercer su derecho de amamantara sus bebés, y se destaca que el uso de salas especiales de amamantamiento al interior de algún recinto será siempre una decisión voluntaria para las madres. Estas salas deberán contar con las condiciones adecuadas de higiene, comodidad y seguridad. 

Estas garantías se extienden para la extracción y almacenamiento de leche materna. Las madres trabajadoras podrán ejercer este derecho de conformidad a lo establecido en el artículo 206 del Código de Trabajo, en el que se establece que el empleador deberá dar facilidades a la madre para poder sacar y conservar su leche de forma adecuada.

 

A la vez, la iniciativa hace énfasis en que todas las madres, siempre que su condición de salud lo permita, tengan la posibilidad de donar su leche de forma voluntaria para el uso o beneficio de recién nacidos que no pueden posibilidad de ser alimentados por su propia madre, o en caso que la leche producida por su progenitora pueda poner en riesgo la salud del bebé.

El proyecto de ley también busca garantizar el derecho a información oportuna, veraz y comprensible sobre el inicio, mantenimiento y beneficios de la lactancia materna y del amamantamiento. En este punto, los prestadores de salud que entreguen atención ginecológica, ginecoostétrica, neonatológica, pediátrica y otra atención a mujeres gestantes o niños y niñas menores de 2 años, deberán mantener en un lugar público los contenidos de esta norma.

A la vez, se pondrá especial cuidado al fomento, protección y apoyo intersectorial a la lactancia materna exclusiva, especialmente hasta los 6 meses de edad de infantes lactantes, y su continuidad hasta al menos los 2 años de edad, complementada con otros alimentos.

Finalmente, la propuesta fija sanciones a quienes priven arbitrariamente el ejercicio de este derecho, con multas que irían entre 1 y 4 UTM (entre $48.000 y $194.000 aproximadamente).

Fuente: cnnchile.com