Investigación regional cuenta la historia del “Pelillo” en el litoral de Aysén

«El oro del Pitipalena» es parte de un trabajo de rescate patrimonial inmaterial iniciado en el año 2015 por la socióloga Nathalie Brito Vergara, en la localidad de Puerto Raúl Marín Balmaceda.

Este trabajo es la tercera etapa de una investigación que comenzó con «Explorando el río y colonizando el Palena” y «La colonización de Bajo Palena, un proyecto de vida” ambas financiadas a través del Fondart regional en la línea de investigación de la Seremi de la Cultura, las Artes y el Patrimonio y culminadas en dos libros. “Esta tercera parte también se plasmó en un libro patrimonial, pero también un cortodocumental que presentamos en Coyhaique y Raúl Marín Balmaceda la semana recién pasada. Me alegra mucho la buena participación y aceptación, tanto en la capital regional como en Raúl Marín Balmaceda localidad en la también resido hace varios años” señaló Nathalie Brito.

Con respecto a la investigación y su contenido la encargada de Fomento Productivo de la Municipalidad de Cisnes en la localidad, y además bisnieta de colonos Carmen Gloria Bohle, destacó. “Este trabajo es un rescate histórico para el pueblo más antiguo de la región de Aysén, Puerto Raúl Marín Balmaceda, donde en su primera etapa se nos nutrió de información sobre los primeros registros de exploraciones. Con el segundo libro y a través de relatos de los colonos se fue contando la llegada de nuestras familias a la isla, siendo muy enriquecedor. Y en este último trabajo se aborda la fiebre del oro negro, el pelillo, la que nos llenó de nostalgia y recuerdos de nuestras familias en la recolección, secado y su venta, donde nosotros mismos fuimos parte del cierre de esta época. Como bisnieta de uno de los primeros colonos, Juan Bohle en 1936, agradezco a la investigadora por su calidad humana y profesionalismo para rescatar parte de nuestra historia con la que hoy podremos traspasar el relato de nuestro pueblo y a futuras generaciones, donde como marínense me siento orgullosa de este hermoso trabajo de investigación”.

Por su parte Nathalie Brito señaló estar muy agradecida y emocionada con el cierre de este proyecto donde enfatizó, “han sido varios años de investigación donde la comunidad ha confiado y apoyado su ejecución con el financiamiento del Fondart regional. Desde las ciencias sociales y como vecina de la comunidad he querido aportar en su rescate patrimonial para que esta siga siendo valorada y transmitida en el tiempo, sin duda las historias de Raúl Marín junto a otras localidades de la región reflejan esfuerzo, resiliencia y visión a largo plazo en estos imaginarios de proyectos de vida en común acorde a sus procesos de poblamiento. El desafío ahora es que estos manuscritos sigan en vida, dado que a mi parecer la cultura es un elemento fundamental en su desarrollo local”.

Finalmente, la Seremi de las Culturas, las Artes y el Patrimonio de Aysén Margarita Ossa señaló al respecto, “conocemos el trabajo de la investigadora Nathalie Brito y su alto valor. De hecho, hemos registrado parte de sus investigaciones. Estamos muy contentos de que los Fondos de Cultura, en este caso un Fondart de investigación derive en un rescate patrimonial inmaterial como «El oro del pitipalena» y que permita la continuidad del trabajo iniciado por Nathalie en Raúl Marín Balmaceda en 2015. Ella vive en la localidad y eso le ha permitido desarrollar un trabajo muy cercano a la comunidad y con mucho respeto al territorio. Sus investigaciones, además, nacen de la inquietud de los habitantes, quienes quieren que su historia viva y perdure”.

Todos los trabajos están disponibles en la Editorial Regional Ñire Negro o también contactándose al mail [email protected]