LA RUTA DE LA CONECTIVIDAD

La Empresa Puerto Chacabuco es más que un solo puerto en dicha localidad, Emporcha, administra cinco puertos de conectividad –DOP- a lo largo de la región de Aysén, muchos de ellos en medio de paraísos naturales escondidos, en lugares de difícil acceso, pero que vale el tiempo y la aventura conocer.


La ruta que conecta a Quellón con la región de Aysén, y que tiene paradas de forma descendente en Raúl Marín Balmaceda, Melinka, Puerto Gala, Puerto Cisnes y Puerto Aguirre, entre otras; es el camino que siguen las barcazas que tienen como parada final Puerto Chacabuco. Cada uno de estos territorios son habitados por comunidades que saben lo que es vivir en un lugar recóndito de la Patagonia, en el sur del mundo. En este sentido, la figura de un puerto se torna protagonista; es un símbolo de conectividad, acceso y abastecimiento para su gente; sin ellos la comunicación e integración con el resto de la región y el país sería casi imposible.

El trabajo colaborativo de la Empresa Puerto Chacabuco, con autoridades y figuras como las juntas vecinales, son primordiales para el correcto flujo de la comunicación y los servicios en estas distintas localidades. Sin barcazas, no hay abastecimiento, y no existe la posibilidad de mejorar la calidad de vida de la gente mediante, no solo la disponibilidad de abarrotes, sino que también con la llegada de materiales de construcción y artículos de primera necesidad, más hoy, cuando el mundo atraviesa por una crisis sanitaria debido al COVID19.

Para Emporcha, la prioridad número uno es mantener el fácil y continuo acceso de los habitantes de los puertos con el resto de la región y el país, habilitando muelles con los más altos estándares, resguardando la seguridad de los habitantes, y garantizando así el flujo de barcazas con productos para los pobladores.

RAÚL MARÍN BALMACEDA

Para la gente de las distintas comunidades los días en que llega mercadería fresca son paradas obligadas en los distintos negocios donde se ofrece fruta y verdura”, Así cuenta Marcos Mazzey, quién trabaja en el puerto de Raúl Marín desde su construcción en 2015, donde se desempeña como alcalde marítimo. La rutina de los pobladores se organiza en torno al ir y venir de distintos barcos; Los lunes se va a Quellón o Aysén a ver a algún especialista médico, los martes a comprar productos frescos, los jueves a visitar a algún familiar, los fines de semana a buscar leña, y así se suceden las distintas actividades de los pobladores de estas comunidades, en medio de la naturaleza.

Raúl Marín Balmaceda es una isla al norte de la región de Aysén, cerca de la localidad de La Junta, en las coordenadas geográficas de longitud: O72°57’16.96″, y latitud: S43°46’26.47″. La Empresa Portuaria Chacabuco en el año 2020 contabilizó un total de 192 recaladas, en el muelle de conectividad.

En algunos casos el acceso a los puertos operativos de Emporcha es posible por tierra –como Cisnes- pero toma tiempo y muchas veces consiste en la toma de una barcaza de cruce, como en el caso del puerto en Raúl Marín Balmaceda, donde se requiere cruzar el Río Palena para su acceso. En la espera del transbordador ya se pueden apreciar sus hermosas playas de arena fina y de una tranquilidad inigualable. Raúl Marín Balmaceda cuenta con alrededor de 300 habitantes, los que en la época estival sube temporalmente en gran medida el número, pero sin quitar la paz que caracteriza a la isla, rodeada de naturaleza en su estado más puro.

Los pobladores ven el puerto como un lugar de reunión y de encuentro; se utiliza incluso para actividades de fin de año en algunos jardines infantiles y escuelas de la localidad. La conectividad para ellos es todo, y Emporcha cumple un papel fundamental en el mejorar la calidad de vida de la comunidad.

MELINKA Y PUERTO GALA

En un pueblo de la Isla Ascensión, en Islas Güaitecas al norte de la región de Aysén, se ubica otro de los puertos que administra Emporcha. Melinka es un lugar alejado del continente, al principio del Archipiélagos de los Chonos. Aquí, el puerto también es su única forma de conectividad de los vecinos de las Islas Güaitecas, con el resto del mundo. La isla cuenta con una población de 1.400 habitantes aproximadamente; y se ubica en las coordenadas geográficas de longitud: O73°45’3.1″, y latitud: S43°53’51.68″. Con condiciones climáticas extremas, una diversa flora y fauna, y paisajes de ensueño, la comunidad se ve beneficiada por toda actividad que pase por la rampla de conectividad de la isla. En 2020, hubo una transferencia de 34.994 pasajeros en el muelle de conectividad de Melinka.

Así mismo ocurre a 60 kilómetros al sur, en la latitud S44° 1531``, y longitud O67° 12 07«, donde se encuentra Puerto Gala, una pequeña aldea ubicada en la comunidad pesquera de la Isla de Toto, lugar donde se fusiona el canal Jacaf con el Canal Moradela, asentamiento que se fundó en los años 80 a consecuencia del boom de la merluza. Hoy cuenta con cerca de 300 habitantes, donde la mayoría de ellos recurren constantemente a las barcazas, por ser población flotante en distintas partes del país, en especial la región de Aysén. En el Puerto de Gala se contabilizan en 2020 un total de 190 recaladas.

Ambas localidades australes – Melinka y Puerto Gala- sólo conectan con el continente mediante las barcazas semanales, con tres servicios respectivamente, parte de la llamada “Ruta Cordillera”.

En 2001 se produjo un evento que rompió con la rutina de los vecinos de la Isla, se grabó la película chilena “La Fiebre del Loco” de Andrés Wood. Las imágenes submarinas y la mayoría de las escenas de la cinta del director fueron grabadas en Puerto Gala, donde se puede apreciar la inmensa belleza de las islas Patagónicas, rodeadas por montañas verdes, cielos cargados de nubes y un mar azul profundo lleno de fauna marina nativa.

PUERTOS CISNES

El recorrido de los muelles de conectividad de la Empresa Puerto Chacabuco continua en Puerto Cisnes, una ciudad costera ubicada en la zona norte de la región de Aysén.

Con aproximadamente 7.000 habitantes, es el mayor centro urbano de la comuna de Cisnes y el tercer mayor puerto en la Región Aysén del General Carlos Ibáñez del Campo. En 2020 se registró una transferencia de pasajeros en sus muelles de conectividad de 34.264 personas. Puerto Cisnes se encuentra en las coordenadas geográficas de latitud: 44° 45′ 0» Sur, y longitud: 72° 42′ 0» Oeste.

Hoy, Puerto Cisnes vive una serie de arreglos para mejorar la calidad de vida de sus pobladores, donde se construye actualmente una costanera que tendrá una explanada de 1.500 m2, y un terminal de pasajeros de 420 m2, con capacidad para 250 persona, con una inversión aproximada de $1.800 millones, en el que la comunidad podrá esperar su transporte de manera segura y cómoda, teniendo en cuenta las condiciones climáticas de esta zona extrema del país. En enero de éste año la ministra de Telecomunicaciones y Transporte, Gloria Hutt, visitó Cisnes con el fin de ver los avances de éste, donde declaró “Queremos que el terminal tenga un rol clave en la conectividad y que las personas reciban el mejor servicio. No sólo durante el transporte, sino que también en la espera encuentren una instalación del mejor nivel. Esta región tiene una vocación turística de gran potencial y con estas instalaciones se asegura que eso se pueda desarrollar. Es posible que pueda existir un alto estándar en cualquier lugar de la región de Aysén”.

PUERTO AGUIRRE

Parte de las Islas Huichas y la parada previa antes de llegar a Puerto Chacabuco, se encuentra la pequeña localidad costera de Puerto Aguirre, en las coordenadas geográficas de latitud: S45° 09′ 51,8″ y longitud: O073° 31′ 16,9″.

La isla es parte del fiordo de Aysén, donde habitan cerca de 1.850 personas, las que su única conexión con el continente es la barcaza que traslada a los vecinos semanalmente en un viaje de cuatro horas, y donde Emporcha también administra la rampa de conectividad. En 2020 hubo 191 recaladas en el muelle de conectividad de Melinka.

La pesca, la acuicultura y el turismo son los principales ingresos de esta isla patagónica. En sus orígenes era una isla de leñadores provenientes de Melinka o Chiloé, pero los viajeros decidieron asentarse en la isla por su gran belleza y cercanía con el continente. Con el tiempo se fueron instalando fábricas de conservas de choritos como la «Fábrica de Conservas Ancla» instalada en Caleta Andrade; fundándose en Puerto Aguirre de igual forma, la primera planta de congelado de pescados y mariscos de la Región de Aysén.

Los puertos de conectividad de Emporcha son claves no solo en el abastecimiento de estas regiones al sur austral del mundo, sino que también son parte fundamental en el bienestar y la calidad de vida de sus habitantes. La Empresa Portuaria Chacabuco, trabaja 24/7 los 365 días del año para que las comunidades más aisladas de la región tengan acceso a abastecerse de los bienes esenciales para la vida en una Isla. El trabajo de Emporcha con sus colaboradores, contratistas y socios es clave, y refleja el compromiso con la región de Aysén, para lograr así un desarrollo social y económico que beneficie a todos.

close

¿QUIERES SUSCRIBIRTE A NUESTRO NEWSLETTER?

No enviamos spam! lea nuestra política de privacidad Canal Sur Patagonia para mas información