Minvu crea unidad regional de riesgo de desastres en Aysén

Este nuevo organismo estará encargado de diagnosticar amenazas e integrar medidas de mitigación a los proyectos urbanos y de vivienda que el ministerio diseñe y ejecute.

La erupción del volcán Hudson en 1991, el “terremoto blanco” en 1995 y el terremoto con tsunami del 2007, han sido los tres eventos más significativos que han afectado a la región de Aysén. Este último fue, tal vez el más dañiño, ya que dejó 10 víctimas fatales. Sin embargo, pese a la gran magnitud de estos sucesos, hubo daños menores en infraestructura y no significaron un peligro para la habitabilidad.

 

Por lo mismo, la Comisión Nacional de Reducción de Riesgo de Desastres y Reconstrucción del Minvu, creada durante el segundo semestre de 2018, comenzó a instruir a las regiones del país para que en cada una se forme una unidad especialista en la materia para trabajar planes de mitigación en vivienda y obras urbanas.

 

El objetivo de estos equipos será la de reducir el impacto en el daño que eventuales amenazas como aluviones, incendios, terremotos, tsunami, erupciones volcánicas u otros eventos, puedan generar en nuestro territorio de acuerdo a la realidad de cada región.

 

Por lo tanto, para el caso de la región de Aysén, no se puede esperar a que exista una catástrofe para trabajar en prevención y así lo destacó el ministro de Vivienda y Urbanismo, Felipe Ward. “En el Minvu trabajamos en todo el país a través de nuestro Departamento de Gestión de Riesgos de Desastres y Reconstrucción, en generar obras preventivas y programas educativos para que tanto las ciudades como las familias estén mejor preparadas ante una situación de emergencia y por eso la creación de esta unidad regional es tan importante para la región de Aysén. Este equipo estará encargado de identificar amenazas e implementar medidas de mitigación ya que para nosotros lo central es resguardar la vida de las familias ante eventos críticos, tal como nos ha pedido el Presidente Sebastián Piñera”.

 

 De esta manera, se creó oficialmente un equipo en el país que realizará diagnósticos geográficos sobre diversas amenazas a la que la región está expuesta territorialmente ante alguno de los eventos mencionados y proponer un plan de mitigación correspondiente.

 

El equipo está compuesto por 6 profesionales, de las diversas áreas, desde la arquitectura, ingeniería, construcción civil y de asistencia social. Las tareas que realizará este equipo estarán ligadas con la coordinación, prevención y mitigación del riesgo de desastres con entidades públicas y privadas, relacionadas con la construcción a nivel regional, además de preparar a las familias habitantes de viviendas sociales para actuar frente a situaciones de emergencias, desastres y/o catástrofes.

 

También deberá generar información actualizada relacionada con posibles zonas críticas para la habitabilidad segura y/o para sugerir medidas de mitigación en zonas de riesgos donde exista equipamiento urbano y de vivienda.

 

Por su parte, la encargada nacional de Reducción de Riesgos de Desastres y Reconstrucción, Bernardita Paúl, destacó la importancia de saber invertir recursos en planes de prevención. “Un peso invertido en mitigación nos ahorra siete en reconstrucción. Para el Estado, cada catástrofe ha significado una gran cantidad de recursos, y esto desgraciadamente implica postergar a miles de familias que llevan cinco o incluso diez años a la espera de cumplir el sueño de la casa propia. Por lo tanto, junto al ministro, desde el Minvu estamos haciendo es una inversión a futuro con la creación de estos equipos en cada región y a diferencia de otras regiones Aysén es una región que no ha sufrido grandes eventos de la naturaleza. Sin embargo existen amenazas volcánicas y climáticas que podrían desembocar en un evento de mayores consecuencias, por lo tanto hay que estar preparados”, finalizó.

 

Deja un comentario