Políticas públicas impulsarán el consumo de frutas para que Chile deje de ser el segundo país de la OCDE con más obesidad

0
256

Las autoridades están elaborando una serie de medidas que facilitarán el acceso a ferias libres, potenciarán las costumbres de los pueblos indígenas y promoverán el intercambio entre el mundo rural y urbano.

SANTIAGO.- El último informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) arrojó que uno de cada tres chilenos adultos sufre de obesidad. Este problema “genera mucha preocupación por la salud de Chile, por el costo que esto va a tener en la sociedad”, advirtió la representante de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Eve Crowley.

Ante esta realidad el Ministro de Salud Emilio Santelices explicó a Emol que se está trabajando en tres políticas públicas para enfrentar la problemática.

La primera busca fortalecer el programa Elige Vivir Sano, que depende del Ministerio de Desarrollo Social. “Claramente aquí la fórmula para poder combatir el flagelo de la obesidad está en hacer deporte y comer sano”, determinó Santelices. “Esfuerzos como consumir más frutas y verduras es fundamental porque entre las cosas que menos consumen aquí (Chile), comparado con las recomendaciones, es la fruta y la verdura, que debería ser la mitad del plato que nosotros consumimos, y no lo es”, añadió la representante de la OMS.

Además, el ministro de Salud dijo que el segundo eje del plan pretende profundizar el etiquetado frontal, pues asegura que ya existen estudios “que muestran claramente que de parte de los adultos, e incluso de los niños, hay una selección: ellos evitan los alimentos que tengan más número de etiquetas”. El tercer y último eje está orientado a avanzar en el postnatal de un semestre “porque eso ha incidido también en la lactancia exitosa de seis meses.

Hoy día Chile ya está alcanzando cifras deseadas de un 60% de las madres de poder tener una lactancia exitosa, y sabemos que cuando esta no es así, aumenta la incidencia de obesidad”, enfatizó Santelices. Las brechas entre el mundo rural y urbano La secretaria ejecutiva de Elige Vivir Sano, Alejandra Domper, aseguró que “un 15% de la población consume las cinco porciones de frutas y verduras, pero el sector rural consume menos que el sector urbano”, y añadió que las personas que tienen un nivel de educación inferior a los 8 años de estudios consumen menos de estos alimentos que los que tienen 12 años o más.

“Estamos hablando aquí de un tema de acceso de disponibilidad que nos preocupa porque claramente las personas más vulnerables consumen menos frutas y verduras”, especificó.

Domper explicó que para mejorar la accesibilidad lanzaron un “fondo concursable para crear nuevas ferias libres que sean innovadoras, en donde puedan mejorar no solamente el acceso para incorporar nuevas ferias en las comunas, sino también la modalidad: que sean entretenidas, modernas, (con) un horario vespertino, por ejemplo”. Al respecto Eve Crowley especificó que este tipo de comercios “son 933 en el país, y son responsables del 70% de todas la frutas y verduras que se consume en Chile. El costo de esos productos es más económico que en supermercados”. La representante de la OMS aclaró que la dificultad en el acceso no se da por escasez de frutas y verduras, sino porque faltan más puntos de venta.

La secretaria ejecutiva de Elige Vivir Sano reveló que también se quieren potenciar “las costumbres de nuestros pueblos indígenas, porque si uno se remonta a nuestras costumbres de nuestros pueblos originarios, están de base las frutas y las verduras”.

Por otro lado, el ministro de Agricultura Antonio Walker dijo que en su cartera los esfuerzos están puestos en disminuir la brecha entre el mundo urbano y el rural “tratando de tener una agricultura moderna porque es la principal herramienta para terminar con la pobreza rural, que es el doble de la pobreza urbana, y si lo medimos multidimensionalmente, hay tres veces más pobreza en el mundo rural que en el mundo urbano”.

La voz de la OMS

Eve Crawley, representante de la OMS. Crédito: Archivo El Mercurio.

Respecto a los motivos de los altos índices de obesidad en Chile, Eve Crowley explicó que es un problema de múltiples causas. “Es complejo porque son muchos factores que van entre posibles influencias genéticas, los niveles de sedentarismo que son altísimos, hábitos de consumo que viene de preferencias para cosas dulces, muy alto consumo de bebidas azucaradas, muy alto consumo de hidratos de carbono como pan, y sí, una historia de poco consumo de frutas y verduras también”. La representante de la OMS agregó que hay frutas de nuestro país que “son maravillosas”, entre las que nombró el maqui y el fruto del arrayán “cosas que pocas personas en Chile conocen, pero son celebrados a nivel internacional por lo bueno que son en términos de antioxidantes y nutrición”, explicó. Crowley aseguró que si le enseñamos a los niños a consumir frutas y verduras, sus descendientes también lo harán.

Fuente: Emol.com