Voces mapuche de Aysén se refieren a los Escaños Reservados tras suspensión de votación en el Senado

Desde hace casi un año, los pueblos originarios esperan la aprobación de los Escaños Reservados para su representación como convencionales constituyentes, cuya inclusión sigue pendiente tras el triunfo del Apruebo y la Convención Constitucional.

El día 11 de noviembre, se llevaría a cabo la votación en el Senado para incluir los 24 escaños, por sobre los 155 que contempla la Convención Constitucional, los que incluyen al pueblo chango, reconocido por el Estado el pasado 21 de octubre, y a las comunidades afrodescendientes reconocidas el 2019. Sin embargo, esta votación fue aplazada para el día 17 de noviembre.

Cabe recordar que el proyecto pasó a votación, desde la Comisión de Constitución del Senado, sin el voto de Chile Vamos, lo que deja en evidencia la rigidez del gobierno respecto de este tema. De esta manera, la oposición sólo contaría con 24 de los 26 votos que se requieren para su aprobación. Si sólo se aprueba la idea y no la fórmula, el proyecto llegaría a un tercer trámite y Comisión Mixta. Además, tomando en cuenta la aprobación de la paridad en el proceso constituyente, los diez pueblos y las comunidades afrodescendientes exigen que los escaños reservados sean paritarios, lo que constituiría un nudo dentro de la discusión.

De acuerdo al Censo 2017 más de dos millones de personas se consideran pertenecientes a algún pueblo originario, de ese cifra, más de 26 mil habitan en la región de Aysén, por lo que las voces mapuche también se refieren a los escaños reservados.

Anuncio

Para Yorka Cheuquian Gallardo, autoridad mapuche de la Asociación Indígena Rakiduantum, sostiene que «Los escaños reservados son fundamentales, ya que permitirán visibilizar las demandas de todos los pueblos originarios, que son preexistentes en este territorio y, en el caso del pueblo mapuche, permitirá abrir espacios para conocer la historia del conflicto mapuche, por ejemplo, la reivindicación de territorios, del agua, de la lengua materna.

Tenemos derechos únicos y somos un pueblo organizado, por eso creo que es necesario trabajar la plurinacionalidad, porque en este país llamado Chile somos un territorio plurinacional, hay muchas naciones dentro de un mismo Estado. Los escaños reservados abren una puerta al reconocimiento de la preexistencia y coexistencia de los pueblos, que es lo fundamental de esta nueva constitución.

Cuando nosotros buscamos el reconocimiento constitucional, hablamos del respeto de los derechos colectivos que tenemos como pueblo y, cuando hablamos de participación política, venimos solamente a exigir lo que señala el convenio 169 de la OIT, donde se reconoce las aspiraciones de los pueblos, asumir el control de sus propias instituciones, el respeto por la forma de vida, el desarrollo económico que tenemos, fortaleciendo nuestra identidad, nuestra lengua, nuestra cultura,  y cosmovisión.

Para Julio Ñanco (RD), quien también integra la Asociación Indígena Rakiduantum, «los escaños reservados colaborarían para resolver la deuda histórica que tiene el Estado Nación, que se fundó sobre una visión e historia única,  de un mismo pasado, cuestión que evidentemente no es así, pues nuestro origen es diverso, existen pueblos originarios desde antes de la conformación del Estado Nación.

El proceso constituyente debe garantizar la necesaria participación de todos los pueblos originarios y, atendiendo el contexto de pandemia y la inminente fecha de votación de representantes en abril de 2021, que esta sea mediante la autoidentificación en armonía con los pactos y convenios internacionales con la opción de votar por los candidatos y las candidatas que sean presentados por las organizaciones representativas de los pueblos originarios. Además, resolver la crisis actual pasa por entregar poder político a los pueblos originarios, en su identidad colectiva y que los sectores políticos que se encuentran atrapados en esa visión idealizada y única de la historia, se abran para generar un proyecto de futuro con un país plurinacional y multicultural».

Anuncio