Delegado Rodrigo Araya y Gabinete Regional participan en ceremonia de conmemoración de los 49 años del Golpe de Estado en Chile

En la ceremonia de conmemoración de los 49 años del golpe cívico militar del 11 de septiembre de 1973, organizada por la Agrupación de Derechos Humanos de Coyhaique, participaron este domingo el Delegado Presidencial Regional, Rodrigo Araya, junto al equipo regional de Gobierno.

El solemne acto se realizó en el Memorial en homenaje de los Detenidos Desaparecidos y Ejecutados Políticos de la Región de Aysén, ubicado en el jardín central de Avenida Baquedano, con un testimonio entregado por Noel Neira, una presentación del cantautor Savir Quintana y las palabras de la presidenta de la Agrupación, María Erita Vera, quien enfatizó en la importancia de “recordar, visibilizar y dignificar la memoria de nuestros familiares”.

“Hoy se cumplen 49 años de un Golpe de Estado sangriento, brutal, en el cual no solo pasamos de la democracia a la dictadura, sino que también hubo múltiples violaciones a los derechos humanos, marginalidad social y una serie de cosas que afectaron a toda la comunidad, hayan sido o no miembros de la Unidad Popular. Son 49 años de impunidad, ya que no hemos logrado en todos estos años una justicia plena, el Estado   está en deuda con la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición. Mantener vivía la memoria, esa es nuestra tarea hoy y para eso estamos trabajando, para las futuras generaciones”, indicó María Vera.

El Delegado Presidencial Regional, Rodrigo Arata, expresó que “a 49 años del golpe civil y militar, como Gobierno estamos convencidos de que la memoria no solo es recordar lo que pasó y que lo que pasó no puede pasar nunca más. Es mantener vivo el pasado buscando a los que ya no están y cuidar el presente de quienes sobrevivieron. La memoria es también futuro, aprender y mantener vivo el sueño de vivir en un mejor país, uno con verdad y con reparación. Un país con justicia, en el que quepamos todos y todas”.

Añadió que “por eso, el rol de las mujeres es memoria y futuro; los niños y su educación son memoria y futuro; las personas mayores y sus pensiones son memoria y futuro; la ciencia y el desarrollo son memoria y futuro; los derechos humanos son memoria y futuro. Esta conmemoración mira hacia adelante, hacia los 50 años del golpe, pero también más allá. Estamos frente a un desafío histórico y los desafíos históricos nunca son sencillos. Sin embargo, hemos aprendido que Chile avanza con más democracia, nunca con menos y jamás interrumpiéndola”.

Entre algunas acciones, a través del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio se produjo un conjunto de testimonios audiovisuales regionales “Desde Aysén Hacemos Memoria”, que comenzaron a divulgarse desde este domingo 11 de septiembre, sobre la consideración de que el futuro es con memoria, justicia, reparación y convicción firme de no repetición.

Además, se trabaja en la definición de espacios públicos que contribuyen a fortalecer una cultura de respeto a los Derechos Humanos y generar reflexión y conciencia colectiva sobre los hechos y sitios traumáticos para la democracia chilena.

Deja un comentario