32 NOTIFICACIONES O PARTES DE CORTESÍA SE HAN CURSADO POR ESPECIES ABANDONAS

Oficina de Fiscalización del Municipio de Coyhaique supervisa espacios públicos ante plaga de automóviles en desuso y chatarras.

Después de tres meses de ejecución y en un periodo de marcha blanca de la primera ordenanza municipal “Especies abandonadas o halladas en las vías y espacios públicos de la comuna de Coyhaique”, una iniciativa que nació desde las necesidades y solicitudes de la propia comunidad, la Oficina Municipal de Fiscalizaciones dio a conocer datos correspondientes en dicha materia.

Recordemos que la creación de esta ordenanza, es la primera en la Administración del alcalde Carlos Gatica, en conjunto con el Honorable Concejo de Coyhaique.

“Comenzamos a aplicar esta nueva ordenanza desde el 17 de mayo del 2022, día en el que se promulgó. Hasta la fecha llevamos más de 70 notificaciones por chatarras y vehículos abandonados, esto en lo que va el año, pero por ahora no han sido retirados (…) porque por efectos de la marcha blanca que va hasta diciembre, solo se han retirado las especies que están generando incivilidades en las poblaciones y para ello nos hemos coordinado con las Juntas de Vecinos, quienes nos han  entregado un listado de estas”, señaló Margitt Vásquez, jefa de la Oficina  Fiscalizaciones de la Municipalidad de Coyhaique.

Vásquez, también explicó “hemos retirado 23 chatarras, y desde que se comenzó a implementar la ordenanza se han notificado 32 para efecto del cumplimiento de la marcha blanca”, dijo Vásquez.

La encargada también se refirió a los puntos críticos en donde se han llevado los retiros. “Población Bernales, sector en donde hemos encontrado mucha chatarra, Villa Bicentenario, Campos de Hielo y en la calle Nalcayec, en donde hay dificultades, pero en toda la ciudad hay especies abandonadas”.

Además, la jefa de la unidad comento que también se han realizado fiscalizaciones en las zonas rurales, lugares que también contemplan gran cantidad de especies.

Cabe mencionar que la ordenanza tiene por objetivo regular el mal uso de los espacios de dominio público, a través de un procedimiento de retiro de vehículos, chasis, carrocerías u otras partes o piezas que están entorpeciendo el uso en las áreas verdes o plazas, objetos que además podrían ser llevados al corral municipal, por orden de la autoridad competente.

Una vez termine la marcha blanca, los fiscalizadores podrán notificar al Juzgado de Policía Local, los partes para el proceso de multas, esto de acuerdo a lo estipulado en la ordenanza, infracciones que podrían estar entre 5 a 10 UTM, la que podrá duplicarse en caso de reincidencia.

 

Deja un comentario