Evalúan proyecto de parque educativo en el sector El Blanco

El diseño de un parque educativo, que contribuiría al desarrollo del sector El Blanco desde aristas tecnológicas y científicas pretende reforestar con especies nativas parte del área que se vio siniestrada en 2019.

El proyecto de un parque educativo, que restauraría con especies nativas un terreno de 50 hectáreas que se quemaron durante el siniestro forestal de 2019 en el sector El Blanco, presentaron al delegado presidencial regional de Aysén, Rodrigo Araya, docentes de la Escuela Rural Río Blanco y representantes de la Dirección de Educación Municipal -DEM-, del Servicio Local de Educación Pública -SLEP-, y de la Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones -CMPC-. La iniciativa, involucraría a la comunidad en el diseño de este parque, beneficiando principalmente a los estudiantes del establecimiento.

Paula Miranda, profesora encargada de la Escuela Rural Río Blanco, comentó que este proyecto es un sueño, tanto para la localidad, como para los 51 jóvenes que conviven en el establecimiento, que consiste una reserva educativa diseñada por los mismos estudiantes y que favorecería al desarrollo tecnológico e investigativo de los habitantes del sector.

“Son 50 hectáreas de terreno, las que serían dadas en comodato para que se puedan realizar este tipo de proyectos. La ayuda de nuestro delegado es que las seremis nos puedan apoyar con este sueño, que consiste en que haya un centro de investigación tecnológica accesible a los niños y jóvenes; que puedan hacer ciencia y tecnología observando su entorno y que tengan herramientas para poder crear proyectos socioambientales”, explicó la docente, agradeciendo la posibilidad de recuperar el suelo siniestrado.

Por su parte, Rodrigo Araya, delegado presidencial regional, puso en valor el trabajo de la escuela de reforzar en sus alumnos el interés por el desarrollo tecnológico, reconociendo la participación del establecimiento en competencias relacionadas, por ejemplo, con la presentación del anillo “Huemul Safe” -diseño de alerta visual para evitar el atropello de fauna silvestre en la carretera- en el Congreso Explora de 2021.

“Lo que nos vienen a solicitar es que nosotros colaboremos con apoyo desde las instituciones que tienen que ver con esto, por ejemplo, la seremi de Medio Ambiente, la seremi de Ciencias, la seremi de Educación, Obras Públicas y aquellas que tengan relación con cómo se puede diseñar ese entorno, pero también, respecto a cómo podemos interactuar con otras instituciones que tengan que ver con las ciencias y la tecnología y con los alumnos de la región. Por eso, también, en la reunión, estuvo el DEM y el SLEP, el Servicio Local de Educación Pública, que se hará cargo de la educación pública a partir del próximo año”, señaló la máxima autoridad del gobierno en la región Aysén.

Al mismo tiempo, Rodric Jara, jefe de área patrimonio y relacionamiento Coyhaique y encargado de CMPC en la región, dio más antecedentes sobre la idea de vincular a los estudiantes de la Escuela Rural Río Blanco con el diseño de este proyecto.

“El proyecto consiste en crear una reversa ecológica científica. Esto viene de la mano en que hay que hacer una plantación después de un incendio, la cual van a diseñar los mismos niños del colegio. Queremos darle ese plus, que los niños puedan diseñar esta plantación, con senderos, miradores, pero, además, vincular también a la comunidad en esta reserva, que la gente que pasa por la carretera pueda entrar a El Blanco, dándole un plus de desarrollo a esta localidad, en la cual, muchas veces, los niños, se sienten un poco lejanos de lo que es su propia cotidianidad”, afirmó Jara.

Esta iniciativa, no solo representa un incentivo a la restauración del daño provocado por el incendio de 2019 en el sector, sino también, un refuerzo a las ideas de la comunidad, fortaleciendo el proyecto educativo local.

Deja un comentario