Boric en la portada de revista Time: “El presidente millennial de Chile es un nuevo tipo de líder de izquierda”

El prestigioso medio de comunicación destaca el trabajo que ha liderado el mandatario en sus primeros meses de gobierno. «Es mucha responsabilidad, sin duda, pero me despierto todas las mañanas emocionado de seguir trabajando en esto», manifestó el ex dirigente estudiantil.

El presidente Gabriel Boric protagonizó la portada de la prestigiosa revista Time. En la publicación, titulada “El presidente millennial de Chile es un nuevo tipo de líder de izquierda”, el medio de comunicación estadounidense destaca el trabajo que el mandatario ha llevado adelante en sus primeros cinco meses de gobierno.

“Aunque se hizo famoso en Chile cuando tenía 20 años como un líder estudiantil radical de pelo despeinado, el Boric de hoy no es un agitador, incluso si algunos quieren que lo sea. ‘Creo que como sociedad deberíamos aspirar a formas de organización que vayan más allá del capitalismo, pero no es como si yo pudiera decir, ‘el capitalismo termina hoy”, dice Boric, golpeando la mesa con los nudillos, en una breve imitación de más figuras militantes”, menciona la revista Time.

En conversación con dicho medio, el presidente chileno aseveró que “es mucha responsabilidad, sin duda, pero me despierto todas las mañanas emocionado de seguir trabajando en esto“.

“Hay mucho por lo que estar nervioso. Desde que asumió el cargo en marzo, el líder más joven de la historia de Chile ha estado guiando a su país a través de un momento de incertidumbre histórica”, aseguran.

En ese sentido, agregan que “durante décadas, Chile fue promocionado como la historia de éxito económico de América Latina, con un modelo de gobierno pequeño y favorable a los negocios que genera riqueza relativa y estabilidad política para sus 19 millones de habitantes. Esa narrativa, sin embargo, ocultó una ira latente durante mucho tiempo entre muchos chilenos comunes que, con poco apoyo del gobierno y costosos servicios privados, luchan para llegar a fin de mes. En 2019, estalló la ira: un pequeño aumento en la tarifa del metro desencadenó protestas masivas y desordenadas de meses de duración por la desigualdad”.

Posteriormente, recuerdan que “entonces, los políticos acordaron reemplazar la constitución de Chile, un documento de la era de la dictadura que sustenta su sistema económico impulsado por el mercado”. La revista enfatiza en el proceso que ha enfrentado Chile desde las protestas estudiantiles de la Revolución Pingüina hasta la salida institucional del 18-O con el Acuerdo por la Paz, el cual impulsó el proceso constituyente. En ambos acontecimientos Gabriel Boric tuvo un rol protagónico.

 

Respecto al Acuerdo por la Paz, señalan que las repercusiones que tuvo para el entonces diputado: su partido, Convergencia Social (CS), no firmó el documento y manifestaron su molestia con el mandatario por llegar a acuerdos con la derecha. En diciembre de 2019, un grupo de jóvenes manifestantes agredió a Boric y le vaciaron latas de cerveza sobre la cabeza mientras estaba sentado en la banca de un parque en Santiago. “Nos vendiste”, le gritaron.

“Sin embargo, para muchos, la voluntad de Boric de trabajar con rivales políticos lo legitimó como un líder viable“, argumenta la revista Time.

“¿Cómo podía hacer desaparecer a alguien si no era un mago?”

Por otro lado, ahondaron en la vida e historia del presidente Gabriel Boric, reconocido fanático de la literatura. “Cuando tenía 12 años se encontró con una historia fantástica que no tenía sentido para él. Era 1998 y Augusto Pinochet, el dictador que gobernó Chile durante 17 años, acababa de ser detenido en Londres. Boric vio a un grupo de mujeres protestando en las noticias: decían que Pinochet había hecho desaparecer a sus familiares. ¿Cómo podía hacer desaparecer a alguien, se preguntó Boric, si no era un mago?“.

En ese momento, el mandatario cambió novelas por libros de historia para encontrar la respuesta: “Aprender sobre Pinochet despertó el interés político de Boric en su adolescencia. Pronto descubrió otras formas en las que el oscuro pasado de Chile aún se cernía sobre su presente”.

Fuente: cnnchile.com

Deja un comentario